viernes, 8 de mayo de 2009

"Somos parte de la Argentina que hicimos y que queremos profundizar"


Cristina estuvo en Paraná inaugurando una nueva planta potabilizadora de agua, y diversas fabricas, allí expresó: ...." a lo largo y a lo ancho del país uno lo recorre y ve la transformación que hemos protagonizado en estos años, cómo la vida de la gente se ha ido desarrollando con obras, con nuevos trabajos, con nuevos emprendimientos, y además nos ha permitido, en este momento tan particular de la economía global, de derrumbe de los paradigmas, tener el sostenimiento de este modelo que apostó no solamente al crecimiento de las exportaciones sino también al desarrollo del mercado interno y al poder adquisitivo de los trabajadores, eje central de la recuperación.
En estos años los trabajadores hemos llegado a la participación del 43,6 por ciento del Producto Bruto; cuando Kirchner empezó siendo Presidente con más del 20 por ciento de desocupación, apenas rozábamos el 32-33 por ciento. No es casual esta recuperación en la generación de millones y millones de puestos de trabajo, en el surgimiento de las convenciones colectivas y la negociación salarial; no es casual esa magnífica movilización que el otro día protagonizó la CGT, luego de varias décadas en la República Argentina. No era que se habían organizado más o menos bien, era simplemente que el trabajo ha retornado a la Argentina y los trabajadores aparecen en sus calles, en sus sindicatos.
Y déjenme decirles que ése es el sueño que tuvieron los hombres y mujeres que nos precedieron, desde los que fundaron nuestro mítico movimiento a los miles y millones que luego se sumaron a él en las generaciones que allá por la década del 70 -como usted recordaba, señor Intendente- apostaron a la construcción de una sociedad diferente. También en nombre de ellos y de nuestra memoria, otro de los ejes de este proceso iniciado el 25 de mayo del 2003, que es memoria, verdad y justicia; reparación histórica a la cultura democrática, a la verdadera cultura democrática de todos los argentinos.

Quiero decirles que es también una nueva forma de trabajar en política, no porque se tenga un partido nuevo, no porque se crea que lo mediático puede suplir a lo sustancial, una nueva forma porque fuimos gobierno no prometiendo cosas que no íbamos a hacer, fuimos gobierno por nuestros valores, por nuestros proyectos. Algunos nos miraban escépticos, pero llegamos a este gobierno para dar cumplimiento a la palabra empeñada.
Hoy a 6 años, que se van a cumplir este próximo 25 de mayo, podemos mirar de frente a todos los argentinos, a los que nos votaron y a los que no nos votaron; a los que nos quieren y a los que no nos quieren; y decirles que hemos cumplido con la palabra empeñada, con nuestras convicciones, y que podemos hablar de las cosas hechas, de las cosas que hicimos. Será por eso que no hablamos de los demás, hablamos de las cosas que hicimos. Siempre digo que cuando en política se habla demasiado de otro es porque se tiene muy poco para decir de lo que uno mismo ha hecho.

Somos parte de la Argentina que hicimos y que queremos profundizar, porque todavía falta, queremos llegar al régimen de pleno empleo, queremos llegar a un proceso más profundo de industrialización, donde los insumos básicos también los podamos producir aquí en el país, transformarlos, agregarles más valor y así tener más exportaciones.
Queremos tenemos más educación, queremos tener más carreras vinculadas con este modelo económico. Por eso hace pocos días estábamos entregando, en el más formidable plan de becas universitarias, más de 30.000 becas para carreras técnicas, tecnicaturas, ingenierías. Porque este modelo de país también requiere un nuevo modelo de educación, por eso abrimos las escuelas técnicas, por eso estamos trabajando en el desarrollo de un plan energético, porque necesitamos energía para seguir sosteniendo el crecimiento. Fíjense, durante casi 6 años estuvieron pronosticando algunos agoreros, de los que habían privatizado en los años 90, o de los que nos habían dejado sin energía en los 80 cuando el país decrecía, que nos íbamos a quedar sin luz y sin energía. Siempre la amenaza y el fantasma de un block out y siempre estuvimos trabajando para que hubiera más energía y además desacoplada en los precios internacionales para darle mayor competitividad a nuestros industriales y vamos a seguir en el mismo camino de sostener estas políticas, porque un país no se construyen con movimientos espasmódicos, un país no se construye con períodos que quedan truncos porque el que viene dice que hay que hacer otra cosa totalmente diferente, sin explicar nunca claramente qué es esa cosa diferente. Siempre digo cuando no se hablan de las cosas que se van a cambiar, pero de las cosas concretas, de las cosas que interesan es porque tal vez no es que se quiera cambiar, sino que se quiera volver para atrás.
"

1 comentario:

Melan dijo...

Aguantá Cristina, aguantá, que somos muchos los que te seguimos, nosotras las mujeres de tu generación, las que luchamos en los 70 como vos y Néstor y tuvimos que escondernos en los lugares más inverosímiles para escapar del odio y la desesperanza, las mismas que criamos a nuestros hijos con hiperinflación, con deflación y que soportamos la crisis económica más grave e intolerable de la historia argentina, la del 2001. Todas nosotras...porque lo vivimos en carne propia, porque hasta nos enfermamos en aquellos años por tanta angustia, hoy te bancamos, porque tenemos MEMORIA, algo que muchos, muchísimos argentinos les falta...Se habían olvidado de nuestros 30.000 compañeros desaparecidos, yo me pregunto ahora ya se olvidaron de los saqueos de supermercados? del cierre diario de puestos de trabajo? de la confiscación de nuestros dineros de Cavallo en el último gobierno radical de De la Rúa? Se olvidaron de la cantidad de gente durmiendo en las calles porque no podía pagar sus alquileres, sus hipotecas, se olvidaron de todo eso? Quizás sí porque todo eso desapareció...Pero no fue por arte de magia....fue por el trabajo denodado de los argentinos que nos quedamos a pesar de todo, conducidos por un gobierno que sabía qué había que hacer para rescatarnos de la agonía en que este país estaba. Moríamos como país!! ...Pero llegó Néstor Kirchner, ese flaco desgarbado que yo me acuerdo me dije al verlo: "una de dos, o este tipo nos termina de hundir...o es un tapado que nos salva la vida para siempre...!" y resultó, gracias a Dios, lo último...era un tapado en su desalineado aspecto que escondía un auténtico estadista y conocedor profundo de la problemática económica, política y social que teníamos y su remedio, un proyecto nacional y popular que dio sus frutos y los sigue dando con vos, Cristina, mi contemporánea, mi compatriota, mi Presidenta. Que Dios te bendiga y que te ayude a que te permitan seguir haciendo todo el bien que hacés a nuestro pueblo. Tu compañera, Melan.